socioeco.org
Sitio de recursos de la economía social y solidaria
'

El milagro de inclusión financiera. La industria microfinanciera de Bolivia (1990-2013).

La Paz: HIVOS; Fundación PIEB; Academia Boliviana de Ciencias Económicas,

Reynaldo Marconi, noviembre 2014

Para bajar : PDF (1,3 MiB)

Resumen :

El libro “El milagro de inclusión financiera: La industria microfinanciera de Bolivia (1990-2013)”, de Reynaldo Marconi, hace un seguimiento pormenorizado y exhaustivo de las transformaciones históricas de la industria microfinanciera boliviana, desde el momento en que se crearon las condiciones para su nacimiento, a mediados de los años ochenta, hasta nuestros días.

Marconi muestra de qué manera las microfinanzas surgieron de la necesidad de amplios sectores de la población de encontrar sus propios medios de vida, luego de la catástrofe económica de comienzos de los años ochenta y de las políticas de ajuste que se aplicaron posteriormente y que dieron lugar a una enorme pérdida de puestos de trabajo formales. Este es el momento en el que la economía boliviana se vuelca hacia la informalidad y aparecen los primeros eslabones de la cadena microempresarial que, apenas dos décadas después, ofrece empleo a la mayor parte de la fuerza de trabajo del país.

Si la situación económica nacional creó la necesidad, quienes se ocuparon de responder a esa necesidad fueron, en primer lugar, las Organizaciones No Gubernamentales (ONGs) Financieras, que a su vez resultaron del desarrollo de las primeras ONGs bolivianas de los años 70, que habían sido creadas con el propósito de aliviar la pobreza a través de labores de asistencia y capacitación. Es así como las microfinanzas comenzaron a desplegarse con el doble propósito de contribuir a la lucha contra la pobreza y de obtener réditos suficientes para alcanzar la sostenibilidad. La apuesta, que en un principio parecía desproporcionada, pronto se demostró acertada. Los pobres bolivianos probaron que eran excelente clientes de los cada vez más fuertes, extendidos y diversificados proveedores de microcrédito del país.

En algunos casos, al calor del éxito, la misión social se perdió de vista y lo que simplemente quedó fue un negocio rentable. Pero la mayoría de las instituciones mantuvo una personalidad propia, que hasta ahora diferencia claramente el ramo en el que trabajan de otros del mundo financiero. Gracias a estas particularidades y a una excelente gestión cuyas características han sido reconocidas y copiadas internacionalmente, se logró lo que Marconi llama “el milagro de inclusión financiera”.

El aporte del libro es particularmente significativo cuando describe la reciente historia de las microfinanzas y explica los esfuerzos realizados para adaptar la industria al proceso de transformaciones que vive el país.